Skip to content

“Con el rostro descubierto…”

febrero 19, 2009

 

Atardecer¡Bastante me conoces!  ¡Tu amor por mí es infinito! ¡y cómo reboso de alegría al saberme tan amada a pesar de tantas deficiencias!… ¿Qué te puedo decir?  Sólo permite que vacíe mi corazón…, sólo permite que te exprese mis emociones y sentimientos, mis pensamientos y reflexiones…  Quiero entrar en lo profundo de tu Corazón y depositar allí todo mi ser…  ¡Qué difícil sería si no tuviera la plena confianza de que tu amor es infinitamente más grande de lo que mi pequeña mente puede imaginar!  Hoy, en medio de este mar que parece tan agitado, me subo a tu barca y solos Tú y yo quiero que platiquemos ‘con el Rostro descubierto’, cara a cara, con el corazón desnudo…  Quiero recostarme en tu pecho y escuchar los latidos de ese Corazón que no deja de amar y que Tú escuches los latidos del mío que no deja de gritar que te necesita y que Tú sólo eres capaz de saciarlo.

 

Mira mis debilidades, mira lo vulnerable que soy y ven a sanar las dolencias de este corazón que Tú has herido.  Perdona todo aquello que, en mi “dolencia” he enturbiado la visión de tu Rostro… Me duele haber buscado salidas falsas y formas tontas de evadir mi realidad que no fueras Tú mismo y tu gran amor y misericordia.  No pierdo la paz; pocas veces la he perdido.  Me inunda una gran confianza y vuelvo continuamente la mirada en busca de la tuya, y ¿qué es lo que encuentro? siempre, sin ninguna excepción, encuentro una mirada limpia, serena, colmada y rebosante de amor y de ternura infinitas… ¿Quién podrá resistir esa mirada?… “¡quiero desfallecer de amor!”

 

Al final sólo quedas Tú y quiero que verdaderamente seas Tú mi único Tesoro.  Que mi corazón comprenda que fuera de Ti es imposible encontrar el amor y la paz que mi corazón ansían…  Las criaturas al final son sólo eso: criaturas incapaces de colmar estas ansias de mi corazón… Como criaturas que son, limitadas como yo, quiero comprender y evitar a toda costa hacer prejuicios o criticar… Quiero guardar un muy respetuoso silencio en el interior de mi mente y mi corazón sobre todas las acciones de mis semejantes que seguramente pasan por las mismas luchas internas y buscan tu Rostro.  Comprendo mi debilidad pero precisamente allí quiero que seas Tú el que actúe en mí…  ¡Abre mi corazón al amor!, sólo así podré estar en perfecta sintonía contigo, con tu misma Esencia… sólo así podré trascender a la eternidad donde Tú eres siempre y para siempre el Amor y con quien yo puedo hablar ‘con el Rostro descubierto’… 


Anuncios
One Comment leave one →
  1. febrero 19, 2009 6:17 am

    Que Dios te bendiga!
    Jonie
    http://jonies.wordpress.com/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: